lunes, 9 de enero de 2012

Pronto en El Gaviero: 300 de Camilo de Ory

Camilo de Ory

Fragmentos seleccionados por Camilo


- Tengo un canario divino / que dice “Soy uno y trino”.

- Pregunto a los abogados presentes si el Nuevo Testamento invalida al Antiguo Testamento.

- En muchas ocasiones, bailar supone dar un paso adelante y dos atrás.

- La existencia de agujeros de gusano revela que el Universo está podrido.

- Quisiera ser tan alto como la Luna para poner el grito en el cielo.

- No recuerdo cómo se llama el cuerpo pequeño, carnoso y eréctil que sobresale en la parte superior de la vulva, pero lo tengo en la punta de la lengua.

- El diario de Ana Frank es en realidad obra de un coronel de las SS aficionado a la literatura y empeñado en escribir la gran novela humorística alemana.

- Para los aficionados al beso negro, las hemorroides son las garrapiñadas del amor.

- Reprocho a los autores de la Biblia el no saber que MARÍA es una GALLETA y no una MAGDALENA.

- Llamarse Botín y poner un banco es como llamarse Desgarro Anal y poner una guardería.

- Es perfectamente posible ser al mismo tiempo aprensivo y desaprensivo.

- Tener principios es lo contrario de tener fines.

- El cirujano plástico es el poeta de la medicina y los implantes mamarios son el soneto.

- Es oxímoron: amor libre.

- Sé que soy un lastre para la sociedad, pero considero que la sociedad es un globo que sin mí volaría demasiado alto.

- Pregunto si en los días sin sol los sombreros son sombreros.

- Recobré la conciencia cuando un lobo me lamía la cara, y sonreí sin reparar en que el animal sólo trataba de ablandar la carne para comérsela.




Lo que Camilo dice sobre su libro

‘300’ es un libro espartano que consta de dos secciones. La llamada, propiamente, ‘300’ es una recopilación de aforismos referidos a los más diversos temas (el amor, la muerte, la infancia) y, en especial, a la literatura. El lector inteligente podrá deducir del título de la obra y el apartado la cantidad aproximada de epigramas que lo componen. ‘Golpe de estado’ es una pequeña selección de las frases que he ido colgando en Facebook a lo largo de los dos últimos años. Aunque en su origen, aprovechando el formato que brindaba esta red social, muchas de ellas estaba escrita en tercera persona, según fórmulas como “Camilo de Ory dice...”, “Camilo de Ory y...” o “Camilo de Ory opina que...”, a la hora de publicarlas en papel he optado por asumir una redacción más convencional, que sitúe el foco sobre el texto y no sobre el responsable legal y penal del mismo.

Quién es Camilo?

Como tantos autores de su generación, Camilo de Ory trata de presumir de lo mucho que ha vivido poniendo en su currículum que ha desempeñado decenas de durísimos oficios, pero, al igual que en el resto de los casos, esto es mentira. Como casi cualquier otro escritor, también ha publicado varios libros, aunque resulta revelador el hecho de que jamás haya repetido en la misma editorial. Como todos los poetas que no han ganado el Loewe, Camilo está resentido con el mundo. Camilo estudió Psicología, pero siempre miente y dice que estudió Filosofía y Letras para hacerse el guay. Camilo de Ory sale en las fotos con una guitarra, pero dudamos que la sepa tocar. A Camilo de Ory le gusta llamar la atención y por eso escribe barbaridades en Internet que hay gente que toma por poesía, lo cual habla a las claras acerca del errado rumbo de una parte de la lírica contemporánea y de la absoluta incapacidad de sus lectores. Camilo de Ory no es Carlos Edmundo de Ory, pero, en general, se puede decir que vive de los ingresos que le reporta esa confusión.

Sobre 300

Camilo de Ory, 300
ISBN: 978-84-15048-09-1
PVP: 16€
92 páginas
Colección: Hule negro, 2
Primera edición, 666 numerados.


1 comentario:

manu9 dijo...

Me gusta. Además si eres psicólogo, como mi disciplina. Me da igual que quieras ser filósofo. Ambas están hermanadas, ¿lo sabías?